Share Button

2014-03-20 SAP

  • La Comisión de Justicia, Trabajo y Previsión Social de Paraguay, encabezada por el diputado Clemente Barrios (ANR – Paraguarí), analizó varias iniciativas, entre las que se destaca el Proyecto de Ley “Que protege los derechos de niños, niñas y adolescentes de la alienación parental”.
  • Sobre este punto, el diputado Barrios destacó que la normativa sería de vital importancia para la legislación paraguaya, con relación a la niñez y la adolescencia. Señaló que también se introdujeron algunas modificaciones al documento.

 

“Va a constituirse en un paso muy importante en nuestra legislación, en cuanto a la niñez y la adolescencia. Vamos a introducir algunas modificaciones, como por ejemplo, en el acápite de este proyecto. Propusimos hablar de obstrucción en el relacionamiento de los niños y adolescentes, como una de las variantes”, afirmó el Titular de la Comisión.

Cabe resaltar que el estamento solicitó su parecer a técnicos y asesores del Ministerio Público, a fin de enriquecer y unificar criterios.

En tal sentido, se determinó cursar invitación a representantes de la Secretaría de la Niñez y Adolescencia, entre otras instituciones, para seguir analizando propuestas y opiniones sobre la mencionada normativa.

“Seguramente, la Secretaría de la Niñez y la Adolescencia también traerá algunas propuestas y, de esta manera, unificar la legislación para que pueda formar parte de una solución al problema social, muy frecuente en muchas familias de nuestro país”, puntualizó el congresista.

Cabe mencionar que el Síndrome de Alienación Parental implica una separación entre los cónyuges, y que el progenitor con quien convive un niño, influye de manera negativa en su hijo, para que odie a su padre o madre.

Una organización de padres que luchan contra la alienación parental ya se reunió con miembros de la Comisión de Justicia, Trabajo y Previsión Social y solicitó una Ley que los ayude a solucionar este tipo de situaciones, cada vez más frecuentes en Paraguay.

Varios países de la región, como Brasil, Argentina y Chile, ya cuentan con una normativa que protege los derechos de los niños, niñas y adolescentes, víctimas de alienación parental.