Comparte

El forense José Machuca, coordinador provincial de las cuatro UVIVG que el Instituto de Medicina Legal (IML) tiene en Málaga, ha denunciado que se están produciendo retrasos significativos en la emisión de los informes de valoración psicosociales en las juzgados de Málaga y Marbella.

El motivo parece encontrarse en que las bajas por enfermedad o maternidad de los integrantes de los equipos psicosociales se tardan en cubrir entre uno y dos meses; dichas bajas cubiertas con poco prontitud suponen que algunos padres no pueden disfrutar antes de la custodia de sus niños por no haberse evacuado los preceptivos informes.

Esperemos que esta anomalía se subsane lo antes posible.