Comparte

La juez de guardia de Gijón envía a prisión a la madre de un recién nacido hallado muerto con signos de violencia en un contenedor el pasado agosto


La magistrada del Juzgado de Instrucción nº 4 de Gijón, en funciones de guardia, ha dictado una orden de prisión provisional comunicada y sin fianza para la madre de un bebé recién nacido que apareció muerto con signos de violencia en un contenedor de basuras del barrio gijonés de Nuevo Roces el pasado mes de agosto.



La madre, fue detenida junto a su pareja el pasado sábado y ese mismo día los dos fueron puestos a disposición judicial. A la mujer se le atribuye un delito de asesinato, sin perjuicio de que a lo largo de la instrucción dicha calificación pudiese modificarse. El hombre fue puesto en libertad, pero sigue vinculado a la causa con la obligación de comparecer todos los días en el juzgado.Las diligencias permanecen secretas.